LA CONGELACIÓN SALARIAL

Congelar los salarios es una buena medida si se quiere seguir manteniendo los empleos.

 

Una de las noticias económicas más importantes, y más esperanzadoras, de estos últimos meses, aparecía hace unos días reflejada en este diario con el acuerdo en SEAT sobre congelación de sueldos, después de respaldar la propuesta, en referéndum, más de un 65 % de la plantilla. Eso permitirá salvar el empleo de unos 1.500 trabajadores que podrán continuar fabricando automóviles. La propuesta vino avalada por UGT, y CC.OO. la aceptó, más o menos. Pero digan lo que quieran los sindicatos, este modelo de relaciones laborable se va a ir extendiendo por toda la industria. No veo otra manera de salvar la delicada situación de tantas y tantas empresas aunque en algunos sectores habrá que ir pensando, no sólo en congelar los salarios, sino en bajarlo.

 

Todos hemos vivido por encima de nuestras posibilidades y ahora hay que pagar lo que nos hemos gastado. Probablemente tuvimos un crecimiento excesivo, tanto en España como en casi todo el mundo. El Fondo Monetario Internacional acaba de advertir que el PIB mundial descenderá por primera vez en 60 años, es decir que entramos en una etapa de recesión a nivel global. Todos los países deberán acomodarse a la nueva situación y las administraciones públicas tendrán que ser más cuidadosas con el gasto público. En España, es muy probable que no podamos seguir manteniendo a 17 Comunidades haciendo las mismas cosas y duplicando o triplicando servicios y gastos innecesarios.

 

Una congelación salarial, de todos modos, con un IPC prácticamente 0, aunque es una buena noticia, tampoco es la panacea. La otra noche, en “La linterna de la economía” de César Vidal escuché a los profesores Raga y Velarde hacer el cálculo, comparándolo con una subida de un IPC  de un 5 % + 1 o 2 puntos en un escenario ligeramente inflacionista y les salía un mayor aumento de poder adquisitivo ahora, con una congelación salarial y con los precios en franca recesión.

compartir delicious digg frequi google meneame technorati

Por favor deje un comentario

  1. Juan Pedro opina:

    A ver si aprenden los políticos a ser austeros.

Deje un comentario