EL AMERIZAJE DEL PRESIDENTE OBAMA

El amerizaje perfecto del comandante Sullenberger en el río Hudson me lleva a la siguiente meditación. Es tan extraordinario que un hombre de raza negra, en un país donde el racismo está todavía arraigado, y de ascendencia familiar musulmana, en una nación que fue atacada en sus cimientos por el radicalismo islámico, haya llegado a ser el presidente de los Estados Unidos, que bien puede decirse que eso no ha sido un aterrizaje en la Casa Blanca sino un verdadero amerizaje sobre las aguas heladas de la crisis económica y la niebla espesa del desánimo moral y global.

Hoy comienza la era en la que la humanidad preguntará, día a día, a sus mandatarios, y especialmente al de los Estados Unidos, “y tú, ¿qué haces por nosotros, el pueblo que te ha elegido como su líder?” Kennedy les dijo a sus compatriotas que no preguntasen lo que el gobierno podía hacer por ellos sino lo que ellos podían hacer por su país. Pero ahora, además, vamos a preguntarles cada día, especialmente a Obama, que están ellos haciendo por nosotros, y en el saco de ese “ellos” meteremos a todos los ciudadanos del mundo, cada cual con arreglo a su capacidad y responsabilidad. Esta es, pues, una nueva era, la era de la solidaridad, la época en que ese concepto dejará de ser un término vacío y rimbombante, de caridad de “black tie”, y se convertirá en un programa de trabajo para cada uno de nosotros.

O yo lo entendí mal o lo que propone la nueva presidencia de los Estados Unidos no es sólo aumentar el gasto público para generar empleo aunque se acreciente el déficit, siguiendo las dudosas revelaciones de Krugman, sino, también, un tiempo duro de ahorro, reconstrucción económica y de retorno a valores morales que habíamos encerrado en el armario mientras sacábamos, como si fuesen valores absolutos, los divertidos complementos. En suma un complejo amerizaje en el liderazgo político del mundo.

compartir delicious digg frequi google meneame technorati

Por favor deje un comentario

  1. Aalberto de Monicaco opina:

    TODO EL MUNDO HA EMPEZADO A RENDIRLE PLEITESIA A OBAMA, y sobre todo los que antes eran capaces de DESPRECIAR LA BANDERA AMERICANA contal de hacer un desaire al presidente Bush. Yo creo qeu fué un error, a lo mejor irreparable aquel atrevimiento de no Levantarse cuando pasaba la Bandera Americana, porque la bandera Americana va a ser la bandera de los americanos toda la vida, y MAS VALE UNA IMAGEN QUE MIL PALABRAS, por ahi ya está la Politica Española Hipotecada y trincada para qeu nos dçén con las puertas en las narices cuando les dé la gana a los americanos.

Deje un comentario