ES CRUDO DEPENDER DEL CRUDO

Las brabuconadas de Chaves y las amenazas de Ahmadineyad, ¿en qué van a quedar cuando la fuente de la energía que las alimentaban se acabe de secar? ¿O es que acaso pensaron que la crisis económica mundial y la recesión no iban, también, a tumbarles a ellos? Creo que ninguno de los dos podrá sostenerse con unos precios del petróleo brent por debajo de los 50 $ el barril. O de lo contrario, hagan los números y extraigan ustedes mismos sus consecuencias. Además, a estos dirigentes populistas ya les venía bien tener un Bush en la Casa Blanca al que poder arrearle: “Contra Bush vivíamos mejor”, estarán pensando ahora, soñando con aquellos años de bonanza que se alejan a la velocidad de los siglos. No les doy a ambos dictadores más de seis meses en el poder. A ver si “The Economist” hace una portada con sus caras en unos naipes que van cayendo, como hizo con Bush, Blair y Aznar ( que todos cayeron de muerte política natural) y acierta de una vez.

Cambiemos de tercio y vengamos a suelo patrio ¿Recuerdan esa huelga salvaje que organizaron algunos empresarios camioneros vinculados a oscuros intereses políticos que paralizó media España, desabasteció a miles de comercios y grandes superficies haciendo que sus ventas descendieran vertiginosamente y que sus cuentas de resultados se resintieran? ¿Recuerdan el motivo? El precio de los carburantes había subido hasta límites que esos dirigentes consideraban insoportable y reclamaban del Gobierno unas medidas imposibles, pues ya ningún estado europeo, en esa materia como en tantas otras, podía actuar unilateralmente. ¡El petróleo brent estaba, efectivamente, a 147,50 $ el barril el pasado mes de julio, a casi el doble del mismo mes de 2007! Ahora está rozando los 50, ¿Cuándo lo notaremos de verdad?

El crudo ha sido siempre ciclotímico y se necesita mucho litio para depender de sus histéricas subidas y bajadas y no morir en el empeño. Quizás vaya siendo hora de que ensayemos nuevamente la utilización de la energía más limpia y económica que tenemos: la nuclear.

compartir delicious digg frequi google meneame technorati

Deje un comentario