JUÁN PABLO VILLANUEVA

Comencé a colaborar en La Gaceta de los Negocios cuando Juán Pablo Villanueva ya no era el editor del Grupo Negocios. Siempre me quedó la tristeza de no haber podido colaborar junto a él, pues es uno de los periodistas que más he admirado. Siempre ejerció su profesión con rigor y discreción. Villanueva era lo contrario a ese tipo de periodista que tanto se estila en España, el periodismo de autor. Por el contrario, Villanueva, como algunos otros salidos de las aulas de la Casa de Comptos, fué capaz de crear marcas, algunas de ellas como el Grupo Recoletaos, que luego se integraron en empresas periodísticas multinacionales.

Juán Pablo ha muerto muy joven cuando aún tenía mucho jugo en su limón para poderse exprimir. Otos lo heredarán, y su ejemplo podrá servir de modelo de buen periodismo al servicio de una sociedad libre. La libertad, nos enseñaba Juán Pablo Villanueva, no se construye a fuerza de estridencia y griterío, sino con argumentos construídos desde la razón. Descanse en paz.

compartir delicious digg frequi google meneame technorati

Deje un comentario